Rige el Alerta Naranja: Cómo prevenir un golpe de calor

El Servicio Meteorológico Nacional emitió un nuevo alerta para la Ciudad y el Gran Buenos Aires, donde la sensación térmica roza los 40 grados. Cómo prevenir y qué hacer frente a un golpe de calor.

08/02/2018
enviar por mail imprimir Disminuir el tamaño del texto. Aumentar el tamaño del texto.
FUENTE

SN Online

MAS INFO SOBRE...

Provinciales

PALABRAS CLAVES

La alerta pasó de amarilla a naranja en horas del mediodía cuando la sensación térmica llegó a los 40 grados en el Área Metropolitana de Buenos Aires. Se espera que para la noche haya tormentas aisladas.

Frente a las crecientes temperaturas, el riesgo pasó de ser leve-moderado a moderado-alto para los bebés, niños y personas mayores de 65 años, por lo que se recomienda extremar los cuidados: vestir ropa clara y fresca, y consumir mucha agua.

La sensación de debilidad y agotamiento puede ser común en los mayores, pero los especialistas aconsejan no pasarlos por alto. Esas también pueden ser señales del golpe de calor.

Desde el Hospital Garrahan, señalan la importancia de proteger a los bebes y los chicos, uno de los grupos más vulnerables, en especial aquellos con enfermedades crónicas. "La prevención es fundamental para no sufrir un golpe de calor", indican.

Cómo prevenir un golpe de calor

• La principal medida es mantenerse siempre bien hidratados, principalmente con agua.

• Prestar especial atención a bebés, ancianos y aquellas personas que tengan enfermedades crónicas, ya que son los grupos más vulnerables a este tipo de afecciones.

• Evitar exponerse al sol, sobre todo entre las 10 y las 16 horas.

• Usar ropa holgada y de colores claros.

• En el caso de los ancianos es fundamental la hidratación. Es importante recordarles esa necesidad, porque las personas mayores suelen no tener esa sensación de sed, por lo que no ingieren agua. Deben permanecer en lugares ventilados, en lo posible frescos.

• Con los bebés, la precaución que tenemos que tener, sumado al mantenerlos fuera del sol, es amamantaros más seguido.

• Evitar bebidas con cafeína o con azúcar en exceso.
• Evitar comidas pesadas.
• Proponer a los chicos juegos tranquilos evitando que se agiten.
• Evitar bebidas con alcohol ya que aumentan la temperatura corporal y las pérdidas de líquido.

*Recomendaciones de la Dra. Patricia Ulloa Cornejo, profesional del área de Calidad de Vida, de la Secretaría de Salud del Municipio.

¿Qué es un golpe de calor?

Es lo que se considera el aumento de la temperatura corporal provocado por las temperaturas extremas, cada vez más frecuentes con los cambios climáticos que estamos sufriendo.

En estas situaciones el cuerpo tiene dificultades para regular su temperatura por los mecanismos habituales como la sudoración por lo que se produce un aumento de la temperatura corporal.

El golpe de calor puede presentarse en el momento o después de varios días de alta temperatura.

¿Cuáles son los síntomas?

- Sed intensa y sequedad en la boca

- Temperatura mayor a 39º C (medida en la axila)

- Sudoración excesiva

- Sensación de calor sofocante

- Piel seca

- Agotamiento, cansancio o debilidad

- Mareos o desmayo

- Vértigo

- Calambres musculares

- Agitación

- Dolores de estómago, falta de apetito, náuseas o vómitos

- Dolores de cabeza (sensación de latido u opresión)

- Estado de confusión, desorientación, delirio o incluso coma o convulsiones

En los bebés además se puede evidenciar:

- La piel muy irritada por el sudor en el cuello, pecho, axilas, pliegues del codo y la zona del pañal.

- Irritabilidad (llanto inconsolable en los más pequeños).

¿Qué hacer con una persona que tiene un golpe de calor?

En principio debemos recostarlo, ponerlo en algún lugar fresco y ventilado, ofrecerle líquido, desabrocharle la ropa en caso de ser necesario, ponerles compresas frías sobre el cuerpo, o bañarlos en agua fría. Luego acercarse a cualquier centro de salud cercano a su domicilio a realizar una consulta correspondiente con un médico.