Denuncian que abusaron de una joven en un centro de adicciones en Villa Luzuriaga

La adolescente había sido derivada allí por la obra social y estuvo 12 días internada hasta que, debido a algunas irregularidades, su familia la sacó. Dos días después, la joven contó que había sido violada por uno de los trabajadores del lugar.

31/10/2018
enviar por mail imprimir Disminuir el tamaño del texto. Aumentar el tamaño del texto.
FUENTE

SN Online

MAS INFO SOBRE...

La Matanza

PALABRAS CLAVES

Un caso de abuso sacudió en los últimos meses a un centro de rehabilitación de adicciones de Villa Luzuriaga, ubicado en Perito Moreno al 4600, entre las calles Los Andes y Alicante.

Hasta allí llegó María José junto a su hija, en el mes de mayo, por el trastorno de personalidad que padece la menor. Según la familia, la joven no tenía un problema de adicciones, sino que había sido mal derivada por una psicóloga de una clínica de Ramos Mejía donde era tratada.

En diálogo con SN Online, la madre de la víctima explicó que terminó en ese centro porque estaba autorizado por su obra social, que es la de los trabajadores municipales de La Matanza. Sin embargo, tras lo ocurrido, se enteró que el lugar no estaba avalado por la cartera de salud de la Provincia.

“Cuando fui la primera vez, me llamó la atención porque no parecía un centro de rehabilitación, pero como me contaron que ahí tenían un equipo de psicólogos, psiquiatras y grupos de autoayuda me quedé más tranquila. Estuvo 12 días y como no me llamaban y a veces no me dejaban verla, la saqué”, relató.

Pero allí no terminó la pesadilla. Dos días después uno de los hombres que trabajaba para la entidad se presentó en su casa con la excusa de llevarle unos teléfonos importantes: “Cuando ya estaba adentro, me di cuenta que tenía una arma guardada y que mi hija no se sentía bien con su presencia. Cuando se fue, nos contó lo que esta persona le había hecho”.

Un anoche, durante su estadía en el lugar, la adolescente fue medicada y abusada sexualmente por este hombre, que luego la amenazó con matar a su familia si contaba lo que había pasado. De forma inmediata María José realizó la denuncia en la Comisaría de la Mujer y la Familia de San Justo y luego intervino la Fiscalía Nº3 de La Matanza, que llevó adelante las pericias que “dieron positivas”. 

“La verdad es que se movieron muy rápido y estamos esperando que salga el juicio. Por suerte, este hombre fue detenido en junio, pero la entidad sigue abierta. Ellos me dijeron que él no trabajaba ahí cuando hay fotos, testigos e incluso tengo un certificado del cargo que ocupaba en la institución”, precisó.

Por último, la mujer destacó que hay otro caso de una chica de 21 años que también denunció haber sido abusada en ese centro. “Este lugar tiene que cerrar, esa es la justicia que buscamos”, concluyó.